Windows · Playstation 4 · Xbox One

Análisis: Heart&Slash

- by

Análisis: Heart&Slash

Una de las mayores virtudes de Heart&Slash es su capacidad para entremezclar géneros. Con un poco de beat’em up por ahí, unos dejes de hack’n slash por allá y un aliño de roguelike por encima, tenemos como resultado a una propuesta que, seguramente, sea única en su especie. Eso ya le da números.

Hablando de cifras, hay que remarcar que estamos ante un título que existe gracias a una exitosa campaña de Kickstarter lanzada a principios de 2014. El proyecto superó el 150% de la financiación necesaria y es algo que se nota. Se ve en la variedad de enemigos, en la cantidad de armas, en el número de coleccionables y en los distintos robots a manejar además del protagonista. Es más de lo que quiso ser al principio.

Entrando en materia, Heart&Slash te propone escapar de una fábrica de montaje. Eres Heart, una IA supuestamente defectuosa que debe huir de un lugar que la identifica como un error. Para ello, hay que abrirse paso por los tres pisos cambiantes que componen el escenario, donde en cada uno nos espera un jefe al final del camino. Es un planteamiento tradicional, sí, pero viene azuzado por la magia de la aleatoriedad.

Porque cuando desfalleces vuelves a aparecer en la línea de salida, pero el recorrido ya no es el mismo. El entorno, los enemigos y tus tres armas iniciales cambian con cada nueva partida, haciendo que cada una de ellas sea un viaje único. Resulta curioso que la gente de AHeartFulOfGames haya establecido cierta continuidad entre intentos gracias a la experiencia, que puedes reservar para la siguiente partida, y a la relación que puedes establecer con el otro personaje que pone nombre al juego: Slash.

Hablamos de la típica enemistad magnética entre dos personajes que ocupan bandos opuestos pero que, en cierta manera, pueden llegar a entenderse. Y es mediante ese vínculo donde el juego saca a relucir su mejor cara. Porque puede que a nivel gráfico no brille, que en lo mecánico sea algo lento respondiendo a tus órdenes y que los ataques de cada enemigo se puedan caligrafiar a un año vista, pero Heart&Slash rebosa mimo y amor en cada una de sus pixeladas esquinas.

Como digo, el juego del estudio español no escapa de su condición de producción de bajo presupuesto. Todo hack’n slash que se precie debe ofrecer una precisión y una reacción inmediata a tus órdenes, combinada con unos enemigos que te hagan sudar. Aquí, a excepción de los jefes, no pasa. Pero se intentan suplir las carencias. Al final, Heart&Slash te acaba transmitiendo la misma virtud que su protagonista: tiene la gracia de ser imperfecto.

Jugado en: PC Windows
Desarrollado por: Aheartfulofgames
Nota: 7

7