Windows · Playstation 4 · Xbox One

Gamescom 2016 - Little Nightmares

- by

El coco, los payasos, las sombras. Todos tenemos nuestros miedos de la niñez, en mi caso fueron esos y la natación. Pese a tenerlos superados y considerarme un adulto hecho y derecho, sé que queda un pequeño remanente de ellos. Imagino que a vosotros también os pasa. Lo digo porque de otro modo no tendría sentido que la gente de Tarsier Studio se lanzase a hacer un videojuego con este sujeto como tema central.

En Little Nightmares los monstruos llegan una vez al año. No lo hacen siempre en el mismo lugar, llegan mediante un navío conocido como The Maw (Las Fauces). Esta vez, le ha tocado estar en el peor lugar y momento a Six, nuestra protagonista del albornoz amarillo, una niña que debe abrirse camino entre escenarios lúgubres, monstruos aberrantes y otras cosas de buen ver. Todo es más grande que tú, pero eso también te convierte en una presa escurridiza.

Lo que hemos podido probar no era más que una demostración de unos quince minutos de duración, presumiblemente los del principio, donde quedan claros los tres elementos clave del juego: el sigilo, los puzles y la observación. El primero de ellos lo experimentamos en una habitación en la que un monstruo con aires de cocinero despieza a machetazos a una de sus presas. Nos toca correr, escondernos aprovechando nuestro tamaño, ser más listos y rápidos que ese amasijo grasiento de carne.

Los otros dos elementos se entremezclan con el primero, creando situaciones en las que toca pensar y mirar bien para abrir una salida, pero también trabajan en solitario en otras partes más pausadas. A falta de conocer más sobre la dificultad de los rompecabezas, por lo menos parecen bien integrados y coherentes con el escenario. Porque, por encima de todo, lo verdaderamente llamativo de Little Nightmares es ese estilo creepy que navega entre aguas del Shinji Mikami más reciente y del Tim Burton más lejano. No debería salir nada malo de ahí.

Little Nightmares saldrá la primavera de 2017 para PS4, Xbox One y PC en formato digital.